¡No confundas la esperanza con la exigencia!

No tiene nada de malo esperar progresos de mí mismo,  buenas cosas de la vida o esperar el buen trato de otras personas. Lo negativo está en dejar que mis esperanzas se conviertan en exigencias…
ya que no siempre lograre ser lo que quiero ser, y  muchas de las situaciones se desarrollaran de tal manera que no me complacerán porque las personas de vez en cuando me fallaran, la única pregunta es: ¿qué voy hacer al respecto?

¿Sumirme a la ira o en la lastima de mí mismo? ¿Vengarme y hacer la situación de mal en peor? O confiare en el poder de Dios para traerme bendiciones en las situaciones adversas en que me encuentre? ¿Me preguntaré  que es lo que la experiencia me esta enseñando y a que debo dedicarme a aprender?  “Es el momento de reflexionar  B.Wilson 12 Pasos

“Dios es amor”.

Comentarios

Comentarios

Lily Pais Life Coach
Escrito por Lily Pais Life Coach